Jim Carrey no enfrentará un juicio civil por el suicidio de su ex novia, dijeron funcionarios judiciales. El actor cómico había enfrentado un caso legal de muerte por negligencia, presentado por el ex marido de Cathriona White y su madre. White murió de una sobredosis en septiembre de 2015.

El juicio, que iba a tener lugar esta primavera, ahora ha sido descartado. Carrey, de 56 años, describió anteriormente el caso como un cruel intento de explotar tanto a él como a White. Su madre Brigid Sweetman y su esposo Mark Burton habían acusado a Carrey de obtener ilegalmente medicamentos recetados para White, bajo un nombre falso.

Su muerte fue declarada como un suicidio por los oficiales del forense. White, de 30 años, quien era del condado de Tipperary en Irlanda, había estado en una relación intermitente con Carrey desde 2012. La describió después de su muerte como una flor irlandesa verdaderamente amable y delicada, demasiado sensible para este suelo.

El publicista de Carrey le dijo a la agencia AFP: Todo lo que puedo decir es que el caso fue desestimado y no tengo más comentarios. El actor había dicho anteriormente sobre el caso: realmente espero que algún día la gente deje de intentar sacar provecho de esto y la deje descansar en paz.