Una consulta pública sobre el futuro del nuevo proyecto del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM) se llevará a cabo entre el 25 y el 28 de octubre, anunció un portavoz del presidente electo López Obrador.

Jesús Ramírez Cuevas dijo al diario El Universal que la consulta se llevará a cabo en los 538 municipios más poblados del país y que se espera que participen más de un millón de personas.

Dijo que el 82% de las personas en el censo electoral vive en los municipios seleccionados y explicó que las consultas “se llevarán a cabo en plazas públicas durante los cuatro días”.

López Obrador se opuso durante mucho tiempo a la construcción del aeropuerto, acusando que era demasiado caro, corrupto y que se construyó en un lugar geológicamente inadecuado.

Sin embargo, más tarde suavizó su postura y anunció por primera vez cerca del final de la campaña electoral que la gente finalmente decidiría el destino del aeropuerto, que se está construyendo en un antiguo lecho lacustre en Texcoco, un municipio del estado de México.

El presidente electo ha propuesto convertir una base de la fuerza aérea en el mismo estado para uso de la aviación comercial como una alternativa al proyecto de US $ 13 mil millones.

Sin embargo, López Obrador dijo el lunes que “tenía información” de que el hombre más rico de México, Carlos Slim, y otros empresarios anónimos estaban proponiendo completar el proyecto por menos dinero y no recurrir a los fondos del gobierno.

“Siendo ese el caso, podríamos considerar la posibilidad de continuar con la construcción en Texcoco y no cancelar el proyecto”, dijo.

Sin embargo, la consulta seguirá adelante. Ramírez dijo que los votos serán contados por la Fundación Arturo Rosenblueth, que anteriormente ha colaborado en diferentes proyectos con una variedad de departamentos del gobierno federal.

El portavoz no reveló cuánto costaría el proceso de consulta.
Si una nueva encuesta realizada por el periódico El Financiero es precisa, la probabilidad de que la mayoría de la gente vote para desechar el proyecto es baja.

La encuesta mostró que el 62% de los encuestados estaba a favor de que el proyecto NAICM continuara, mientras que solo el 27% quería que se cancelara.

Consultado sobre la propuesta de la Base de la Fuerza Aérea de Santa Lucía, solo el 24% de los encuestados dijo que la apoyaron, mientras que el 59% rechazó la idea.
El futuro secretario de transporte, Javier Jiménez Espriú, dijo hoy que continuar con el proyecto actual y la alternativa de la fuerza aérea son técnicamente viables.
“Ambas opciones funcionan. [La decisión final] será de acuerdo con lo que diga el presidente electo López Obrador y lo que digan los ciudadanos. . ”Dijo Jiménez, quien visitó el nuevo sitio del aeropuerto hoy y escuchó las preocupaciones de los vecinos.

Mientras tanto, mañana se realizará un foro que se centrará en el impacto ambiental del proyecto.

La futura secretaria de medio ambiente, Josefa González Blanco, dijo que 10 académicos expondrán los problemas ambientales que han detectado dentro de la zona de construcción del aeropuerto, y agregó que el objetivo del foro es informar a los ciudadanos en el período previo a la consulta.

Jiménez dijo en agosto que cancelar el proyecto NAICM y adaptar la base de Santa Lucía para la aviación comercial costaría 170 mil millones de pesos (US $ 9 mil millones).
Según el gobierno federal actual, el proyecto está completado en un tercio, pero el equipo de López Obrador sostiene que el progreso es solo del 20%.