Un sospechoso de conducir en estado de ebriedad y su pasajero terminaron incrustados en la parte superior de un edificio de un negocio dental en 319 E. 17th Street en Santa Ana después de que un choque a alta velocidad provocó que el automóvil terminara en el aire.

El automóvil parece haber golpeado el divisor central a alta velocidad en la calle, que lo lanzó al aire y al interior del edificio.

El automóvil y el edificio se incendiaron pero los Bomberos los extinguieron rápidamente.

El conductor admitió ante la Policía de Santa Ana que recientemente había usado narcóticos. Fue transportado al hospital OC Global con heridas leves.

Un Equipo de Búsqueda y Rescate Urbano del Departamento de Bomberos del Condado de Los Ángeles respondió para ayudar a los bomberos de OCFA y de la Ciudad de Orange y utilizó una grúa para estabilizar y luego sacar el automóvil. Los bomberos usaron una escalera aérea para rescatar al pasajero atrapado y llevarlo al suelo. También fue transportado al cercano Hospital Global OC con lesiones menores.