El gobierno de la provincia de Jujuy tiene la intención de comenzar a cobrar a los pacientes extranjeros que recurren a sus hospitales públicos para recibir tratamiento. En varios contactos con la prensa, el ministro provincial de Salud, Gustavo Bouhid, delineó el proyecto de ley que el Poder Ejecutivo presentará una vez que el año legislativo comience el 1 de marzo.

Bouhid dijo que los hospitales no cobrarían por tratar los procedimientos de emergencia resultantes de accidentes, pero lo harían por “tratamientos complejos o crónicos” que representan altos costos para el sistema de salud de la provincia, como los tratamientos para el cáncer.

Continuó explicando que cobrar a los extranjeros es parte de una iniciativa más amplia dirigida a implementar una llamada “ley de recuperación financiera”.

“Si una persona argentina recibe tratamiento en un hospital público en Jujuy y tiene cobertura nacional, el hospital no recibe el pago y la administración provincial no tiene los medios legales para recuperar el dinero que, por ejemplo, Salta y otras provincias lo han hecho “, dijo Bouhid.

Gustavo Bouhid

En lo que respecta a los extranjeros, dijo que si bien hay casos de personas que sí tienen seguro, ese no es el caso habitual. “Por el contrario, es un flujo diario de personas que incluso son derivadas a los hospitales provinciales para obtener tratamientos extremadamente caros”, dijo Bouhid, quien destacó a Bolivia como el país del que provienen la mayoría de los extranjeros.

Sin embargo, aclaró que pretenden que “el estado boliviano pague” por la atención médica de sus ciudadanos a través de un acuerdo de reciprocidad, en lugar de cobrarle a individuos solteros. “Queremos reciprocidad.

Luego señaló que la administración de Jujuy ya tiene un acuerdo de este tipo con la ciudad chilena de Antofagasta. “Esperamos llegar a acuerdos con todos los países vecinos”, agregó.

Luego, el ministro explicó que, si no se llega a un acuerdo, el gobierno está analizando la posibilidad de cobrar a los extranjeros que no tienen seguro de salud o no se llega a un acuerdo “entre US $ 20 y $ 30” en la frontera, como una obligación de seguro de salud.

En una entrevista con el sitio de noticias de Jujuy El Tribuno, el cónsul boliviano en Jujuy Nelson Guarachi Mamani dijo que la posible medida “causa mucha tristeza”, “ya que el estado argentino siempre ha tenido una posición humanitaria en el pasado, el hecho de que no miran la situación de los inmigrantes con los mismos ojos, es triste “.